miércoles, 8 de septiembre de 2010

Por los trabajadores de EFASA

Recibimos un extenso artículo, resumimos y publicamos. Sangra el tejido social cada vez que un trabajador siente amenazada o pierde su fuente de trabajo 

"Los operarios de EFASA y la solidaridad azuleña
El domingo último se concretó una tarde de música, pintura, poesía y arte en solidaridad con los ex empleados del frigorífico azuleño que cerró sus puertas la semana pasada. Entre otros participaron Ezequiel Inda, La Patada , Turco Chiodi, Carlos Santillán, Juan Carlos Maddio, Poyo Actinia y Luchi Landoni.

Hoy, miércoles 8 de septiembre, a las 19 los operarios de EFASA convocan a una movilización que partirá nuevamente desde la puerta del frigorífico. Otra oportunidad que tienen los azuleños, los amigos, los familiares, los comerciantes que viven de ellos (que podrían empezar a pensar que después de la indemnización les va a faltar un poco de dinero a fin de mes), la gente que cada día vive y convive con algunos de las trescientas personas, mujeres y hombres, que trabajaban hasta la semana pasada en el frigorífico.

Algunos comentarios que recorren nuestra ciudad parecen tener una mirada muy poco solidaria para con estos ex empleados y su situación dramática: “dicen que se tomaban muchas carpetas médicas”, “comentan que se cortaban los dedos a propósito para estar meses sin trabajar”, “cuentan que se ataban cintos en los brazos para hacer dar la sensación de que estaban golpeados” y demás. Y tal vez esos trascendidos dignos de la sociedad egoísta y chimentera en la que vivimos y a la que damos de comer cada día (aclaración pertinente: todas las sociedades más o menos chicas son un poco así… no es exclusividad azuleña, ni regional; es una verdad relativa y, a la vez, irrefutable por incomprobable) hayan pesado en el momento en que la ciudadanía por segunda vez en cuatro días decida darle la espalda a la oportunidad de acompañar físicamente (es decir poniéndole el cuerpo) a la parte perjudicada por este conflicto laboral.

La primera vez había sido con motivo de la marcha del jueves pasado. Pero en ese momento se supuso que la falta de acompañamiento popular tenía que ver con el horario laboral de la movilización (diez a doce del mediodía). El domingo no hubo excusas: ni siquiera hubo muchos azuleños que hayan querido sumarse para ver un poco de música y otras manifestaciones artísticas de sus conciudadanos. 

Entre los artistas solidarios estuvieron Ezequiel Inda, el Turco Chiodi (con su hijoJero interpretaron “Yo soy ella” y “Homero” de Viejas Locas, regalando una acertada mirada sobre el día cotidiano de un obrero), un mini combo de artistas denominadoMala Junta (Daniel Galizio, Juan Carlos Maddio, y Diego y Nacho Fiscella), Carlos SantillánGenaro Piazza junto a Carlos Cúccaro, y una versión espontánea de La Patada (con David y Chule MuguetaIgnacio Oiz y Marcial Luna. Sin dudas el plato fuerte de la tarde fue la actuación de Poyo Actinia Luchi Landoni, que interpretaron dos canciones geniales entre aplausos y vítores. En el canal de youtube de MPProds (www.youtube.com/user/MPProds) se pueden ver algunos extractos musicales de esa jornada .

También participaron de las actividades Pino Gimenez y Silvina Mele (del colectivo artístico mirArte), que pintaron un mural en uno de los paredones del establecimiento con ayuda de los niños que estaban presentes. Y otro sector que colaboró decisivamente fueron los comunicadores locales, que presentaban a los artistas y amenizaban la tarde. 


¿Porqué es tan difícil que el azuleño promedio se sume a los reclamos sociales?… 

Párrafo aparte para el atroz faltazo de concejales, dirigentes políticos y funcionarios municipales azuleños, que seguramente tendrían más ganas de ver algún partido de fútbol desde la comodidad de sus domicilios. Se pareció mucho a una falta de respeto a quienes depositaron en ellos su confianza a través de eso que se llama elecciones, sucede cada dos años y que es aprovechado como la oportunidad ideal de llenarse la jeta diciendo que “vamos a impulsar la creación de cincuenta mil fuentes de trabajo dignas para todos ustedes, sus familias y sus parientes de otras ciudades que van a venir a vivir a Azul de lo maravilloso que va a ser esto si nos votás… bueno, ¿con un choripán y un vino te alcanza? Ah, ¿con una foto en la biblioteca de la plaza ya está? Hubiéramos empezado por ahí”.




EZEQUIEL INDA – “”