sábado, 13 de septiembre de 2008

Acerca de la importancia de Nietzsche (I)


(Matías es un estudiante de uno de mis cursos del Profesorado, a quien veo muy interesado en la obra de Nietzsche. Para él y para los interesados en la obra de un pensador de influencia clave en el siglo XX, comienzo a publicar las notas que redacté en el año 2000, para un encuentro que se realizó en el Instituto del Profesorado Nº 156 de Azul, para evocar el centenario de la muerte del filósofo, que con su obra puso de manifiesto luces y sombras de la modernidad)


Año 1900: M. Plank enuncia la teoría de los quanta y Freud escribe "La interpretación de los sueños"; Edmund Husserl había comenzado a escribir sus "Investigaciones lógicas"y Zeppelin lanzaba su primer dirigible.

Si evocamos nuestra América del 1900 se cumplían apenas dos años (fue un 15 de febrero de 1898) en que Cuba y Puerta Rico se independizaban de España, para quedar sometidas a la influencia de los Estados Unidos de Norteamérica. Hacia 1899, en Centroamérica, la United Fruit Co. (surgida de la fusión de la Boston Fruit Co. y la Minor Cooper Keith) comenzaba a adueñarse no sólo de la explotación de plátanos sino de la vida y la hacienda de los pueblos centroamericanos dando origen a las "Repúblicas bananeras".

Por Argentina transitábamos el segundo gobierno de Julio Argentino Roca (1898-1904) y, bajo esa conducción, se iba encadenando paulatinamente a la Argentina - después de no haber "ahorrado sangre de gauchos", según consejo de Sarmiento - y se iba cortando la raíz de algunos pueblos originarios, tan rica en misterios. Surgían las primeras organizaciones obreras; era incesante el influjo migratorio...

Los medios gráficos de la época de circulación local nos muestran un Azul que se debate en la centenariamente cíclica discusión de "si el siglo XX empezó en 1900 o empezará el 1 de enero de 1901 " ( El Imparcial 3/01/1900). La comunidad se alegra porque en los primeros días del año se firmó "el contrato de construcción de la nueva y expléndida Iglesia de Azul con capacidad para 2000 personas" y por una suma de 350000 $, veinte mil de los cuales aportaría la Municipalidad. (El Imparcial 13/01/1900).

En aquellos primeros días del año - mientras en Alemania un corazón ardiente comienza a dar los latidos de sus últimos meses de vida - los Profesores de la Escuela Normal y de Aplicación anexa le entragan una placa a la "...inteligente directora de éste establecimiento Sta. Juana Morales" (El Imparcial 14/01/1900).

Mientras tanto, allá en Buenos Aires, el Ministro de Instrucción Pública Osvaldo Magnasco, -cuyo nombramiento se saludó en las páginas de los diarios locales "...porque provocará un notable movimiento de renovación en los métodos de enseñanza actual...la educación práctica de la juventud recibirá un notable impulso..." (El Pueblo 16/09/1900)- se apresta a presentar un Proyecto de Cambio de las Escuelas Normales y de Formación del Profesorado que un diario local sintetiza así:

"Los que hayan cursado estudios preparatorios normales tendrán opción al título de maestros y derecho a la enseñanza en las escuelas primarias. Los estudios normales propiamente dichos, que se cursarán en las escuelas del profesorado, darán opción al título de Profesor y derecho a la enseñanza en cualquier escuela o colegio nacional. Estos estudios normales durarán 3 años y comprenderán las siguientes materias: 1º año: Pedagogía y retórica aplicada y práctica; Inglés o alemán; historia general y estadística escolar nacional y comparada. 2º año: Pedagogía y práctica de la enseñanza; psicología infantil; inglés o alemán; ciencia de la educación; administración y legislación escolar e instrucción cívica".

Se considera que Azul cuenta entonces con 14000 habitantes y se calcula que mueren unas 40 personas por mes y hay entre 120 y 130 nacimientos, datos que le permiten al diario "El Pueblo" arriesgar que "...será dentro de poco tiempo una ciudad importante..." (16/09/1900).

Mientras la Sociedad Rural de Azul anuncia su 30º Feria Oficial, se conoce "...un decreto del Gobierno Nacional para prohibir la introducción de animales procedentes del Reino Unido a causa de la fiebre aftosa que reina allí..."; mientras que, a la vez, "...aumenta considerablemente la exportación de carne congelada al Reino Unido, junto con la de aves y animales de campos, perdices, liebres, etc ..."(16/09/1900).

Las noticias policiales nos informan del secuestro de animales robados, desconociéndose los autores del hecho; y las sociales nos dan los nombres de todas "...las señoritas que denotaban en sus bellos rostros la alegría y el bien estar del que participaban..." cuando fueron vistas en la Plaza Principal de la ciudad en el paseo vespertino...

La jornada del 25 de agosto de 1900 - fecha que nos interesa particularmente - se realizó una sesión del Consejo Municipal presidida por Irene Navas y con la presencia de Pintos, Miñana, Gauthier, Aztiria, Vidal, Porterrieu; ausente sin aviso Lopez y con licencia Astorga y Alves, en la que se trataron dos temas: la formación de una comisión para subsanar las calles que conducen a la necrópolis y la propuesta de cambio de nombres para algunas calles de la ciudad. El Imparcial en su edición del 29 de junio se había quejado porque "...en la comuna hay desgobierno, la administración es un lago de Plutón, como los del Infierno del dante: aguas estancadas, aguas pútridas, aguas malditas..."...

Parece que al recorrer los periódicos de la época se lo invita al lector a proponer "el eterno retorno", aquella teoría que nos cuenta Nietzsche lo asaltó como una revelación en el año 1881, un año antes de conocer a Lou Andreas Salomé, la mujer que ejerció una influencia determinante en las vidas de Rilque, Paul Ree - que cultivara cierta amistad con el propio Nietzsche - y el mismo Freud.

Quien hoy evocamos había nacido el 15 de octubre de 1844 en Röcken, junto a Lutzen, una aldea de Sajonia, muy cercana a Leipzig; y recibió nombres imperiales: Federico Guillermo. Hijo de Karl Ludwig y Francisca Ohehler, parece ser que tuvo antepasados comunes con Schlegel y Wagner y, con certeza, se sabe que por la línea paterna estuvo unido a una fuerte tradición eclesiástica surgida del seno de la división del cristianismo tras la Reforma: su abuelo y bisabuelo paterno habían enseñado teología y su abuelo y bisuabuelo maternos habían sido pastores.

Quizás el pensamiento de Nietzsche no sea mas que otro matiz del antitestimonio dado al mundo por la ruptura de la unidad de los cristianos.

Bastaría con leer cualquiera de los artículos aparecidos en los diarios con motivo del centenario de su muerte, para ver la importancia que ha revestido su obra, y para entender gran parte de lo sucedido durante el siglo XX; y también para darse cuenta que no es fácil hablar de su obra sin que, a quien se atreva a ello, se lo encasille o tipifique: La Nación tituló "Friedrich Nietzsche, entre la derecha y la izquierda", un artículo que firmó Juan José Sebreli y que tuvo como volanta: "Desde hace un siglo el autor de El Anticristo entusiasma por igual a fascistas, nazis e izquierdistas, que se disputan su pensamiento como un botín de guerra. Hoy, la izquierda mas actual, representada por Foulcault, Deleuze y Derrida, considera al pensador alemán como uno de sus ilustres antepasados". Y Clarín tituló "Nietzsche: el filósofo más polémico, fue para muchos el última gran pensador de la Modernidad. Excesivo y provocador, llevó una vida intensa que alterno momentos de extrema lucidez y de locura. Su compleja obra fue reinvidicada a la vez por nazis y anarquistas, y marcó de forma crucial el mapa intelectual del siglo XX". En uno de los diarios de Azul Alberto Magariño publicó "Un siglo sin Nietzsche".

Probablemente, este comienzo nuestro a partir de lo que nos brinda la prensa, nos hubiera ganado la enemistad del mismo autor a quien se nos ha pedido evocar. Nos parece que su vida y su obra son inescindibles para quien quiera conocerlo, de allí que no basta leer sus escritos para comprender su pensamiento, como tampoco basta con conocer en detalle su vida para comprender al hombre. Nietzsche mas que escribir, -me atrevo a decir desde la limitación de mi conocimiento de su obra y de su vida - SE ESCRIBIÓ A SI MISMO; fue como entregándose, dando girones de su vida cargada de sufrimientos en cada página, que parece querer mitigar recurriendo a la ironía y la crítica. Me animaría a decir que Nietzsche "escrivió" (escribir/vivir), para que su obra literaria y su vida pudieran expresarse en un solo concepto.

Pero no se nos ha pedido que hablemos de esto, sino de la importancia del autor. Y nos parece que a esos fines podemos seguir el siguiente camino:

1º Dar algunas notas de la influencia de Nietzsche en las temáticas y corrientes del siglo XX.

2º Nombrar a quienes conocemos que en Argentina han dedicado particular atención a Nietzsche y su obra.

3º Plantearnos algunos interrogantes que puedan, quizás, ayudarnos a continuar con la reflexión una vez que hayamos terminado y que nos retiremos al silencio de nuestros hogares.

Si la paciencia de ustedes me sigue vamos entonces a la primera parte.. (Continuará)